La Antigua cuidad de Turpan Jiaohe (Guía del viajero)

La antigua ciudad de Jiaohe se encuentra a unos diez kilómetros al oeste de la pequeña ciudad de Turpan.

Es una de las ruinas más espectaculares de la antigua Ruta de la Seda.

Más de 1.500 años de historia se asientan sobre esta meseta de 30 metros de altura.

Se ha convertido en uno de los sitios arqueológicos más interesantes de Xinjiang, uno que vale la pena visitar.

Las ruinas de la ciudad entera tienen 1.700 metros de longitud y 300 metros en su punto más ancho.

Durante su apogeo, Jiaohe fue hogar de unos 5.000 residentes. Tenia una «calle principal», varios monasterios y oficinas gubernamentales.

Está muy bien conservada, considerando su antigüedad.

En esta guía del viajero de la Ciudad Antigua de Jiaohe en Turpan, Xinjiang, me gustaría presentarte lo que me gusta de este lugar, lo que vale la pena ver, y cómo llegar hasta aquí por tu cuenta.

Antes de que leas la historia de Jiaohe a lo largo de la Ruta de la Seda; o te sumerjas en los consejos de viaje que comparto basados en múltiples visitas durante los últimos 10 años.

Tómate unos minutos para ver este video donde podrás disfrutar de las ruinas de la antigua ciudad.

Historia de las Ruinas Jiaohe de Turpán

Aunque los hallazgos arqueológicos indican que, en el siglo II a.C el pueblo Cheshi (en chino es 车师 y también conocido como el «Gushi») ya había vivido en esta meseta.

La ciudad de Jiaohe no se estableció hasta principios de la dinastía Han (siglo IV).

Fue entonces cuando se convirtió en la capital de la región Cheshi y más tarde en parte del reino Gaochang.

Curiosidad: Los Cheshi (Gushi) eran una raza caucásica con pelo claro y ojos azules – nada como los Han y los Uyghur que actualmente viven en la zona.

Son famosos por ser los primeros cultivadores de cannabis.

Se cree que las ruinas por las que se puede caminar hoy en día, se remontan al siglo VII.

Durante el año 610 d. C la ciudad fue sede de la dinastía Tang. Las oficinas del gobierno dirigieron una gran parte de lo que hoy es el condado de Turpan.

Con el tiempo, la ciudad de Jiaohe se deterioró tanto en poder como en belleza.

Hasta mediados del siglo IX cuando fue ocupada y reconstruida por los uigures.

El budismo era la religión preferida entre los uigures, hasta que el Islam se extendió unos siglos más tarde.

Fue una parte central de la vida en Jiaohe, podrás notarlo por los monasterios y la arboleda de estupas.

La mayoría de los tesoros arqueológicos que provienen de esta ciudad, se encuentran en el Museo Turpan y en el Museo Xinjiang de Urumqi.